Ir al contenido principal

Matriushka I+D+I

Recibo un correo electrónico del Vicerrectorado de Investigación y Relaciones con la Empresa, de mi Universidad, con el siguiente aviso de convocatoria:

"Subprograma de proyectos singulares estratégicos, dentro del programa nacional de cooperación público-privada, dentro de la línea instrumental de articulación e internacionalización del sistema, en el marco del Plan Nacional de Investigación Científica, Desarrollo e Innovación Tecnológica, 2008-2011"

Me lo expliquen, porfa.

Comentarios

  1. ¿Seguro que el parrafito no es de Groucho Marx?

    ResponderEliminar
  2. ¡Pero si es muy sencillo, hombre! Es que esta vez no te van a dar dinero: el que lo entiende, gana.
    Impagable, claro: la mía envía correos similares y mis colegas se pasan la vida rellenando papeles y aportando curricula y evalucaciones diversas.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Yo creo que la cuestión es mantener entretenido al personal. En vez de crucigramas o sudokus, proyectos.

    ResponderEliminar
  4. Como dijo aquel Presidente del Congreso : ! Manda huevos!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares

Nuevo libro

"Este texto es la historia del reencuentro con un autor que me ha acompañado con intermitencias durante cincuenta años, y cuya vida, personalidad y obra literaria me resultan especialmente fascinantes. Pero no es solo eso. En cierta forma Prokosch también es el pretexto para hablar de escritura y libros. Del oficio de escritor. Del éxito y del fracaso. De críticas y rechazos. De realidad y ficción. Del azar. De máscaras. Esto es, de vida y literatura."


Cuando se apaga la luz

"Ningún hombre es listo cuando una mujer apaga la luz".

(Barry Sullivan en Mujer inteligente, 1948, de Edward A. Blatt. Guion de Alvah Bessie y otros).

Diálogo entre un tirano y un poeta en torno a la literatura

-Bueno, a ver, ¿qué haces?
-Perdona, Schiavón, estaba pensando en voz alta.
-No, si por mí, puedes seguir.
-Le daba vueltas a la retórica.
-¿...?
-Es que yo entiendo que la literatura -y creo que todo es literatura- se nutre de tres componentes que, por orden de importancia, son: la retórica, la sensibilidad y la inteligencia.
-Desmenuza, por favor.
-Entiendo por retórica el dominio del lenguaje; por sensibiliodad, la capacidad de sorprenderse y fabular; por inteligencia el saber ordenar lo escrito.
-Arnaldo..., me da la sensación de que todos los que habláis de literatura decís excactamente lo mismo.
-Siempre se dice lo mismo.
-Entonces, ¿por qué estamos perdiendo el tiempo?
-Tú no ganas ni pierdes el tiempo.
-Bueno, era una forma de expresarme.
-Exactamente..., como todo. La literatura es el catálogo de las formas de expresarse.
-Luego... ¿todas las obras dicen lo mismo?
-Se diferencian en el número de palabras que necesitan para decirlo y en el orden que se establece entre ellas.