Ir al contenido principal

Encuesta...y vacaciones

Según una encuesta encargada por la Federación de Gremios de Editores de España, Asturias se sitúa por debajo de la media nacional en índice de lectura (la tercera por la cola, para más datos). De acuerdo con dicho estudio, menos del 56% de asturianos mayores de 14 años se consideran lectores de libros.
El diario La Nueva España del pasado sábado se hace eco de la noticia y nos brinda un reportaje sobre el asunto. Tranquilos, que no cunda el pánico, viene a decirnos. El Presidente de la Asociación de Libreros de Asturias reconoce que "el comercio del libro en Asturias no está en un buen momento", y afirma que "estamos luchando con el problema que tenemos encima". A continuación quita hierro a las cifras de la encuesta asegurando que "en Asturias hay un hábito de lectura muy importante y existen unas bibliotecas con unas condiciones magníficas". Para acabar de redondear la cosa, se pregunta a gente de la calle por sus hábitos de lectura, especialmente ahora en verano, que parece que anima a leer.
Estas son algunas respuestas:
Paloma (16 años): Considero que leo bastante, unos diez libros a lo largo del año.
Diego (34 años ): En verano suelo leer más, pero el mismo tipo de libros. Varían entre 4 o 5 al año. Me encanta la novela histórica y la fotografía (sic).
Jorge(32 años): Durante los meses de verano puedo llegar a leer 10 libros.
Laura (15 años): Durante el verano no tengo que escoger los libros que me obligan en el colegio. Leo 5 libros a año.
Alfredo (50 años): En verano cambio los periódicos por los libros. Por experiencia creo que los jóvenes leen cada vez más.

Bueno, esto es lo que hay.
Por mi parte me voy de vacaciones.
Este blog se toma un respiro y volverá a primeros de septiembre.
Saludos a todos. Buen verano y mejores lecturas.

Comentarios

  1. Por lo que pueda valer y a diez días ya del comienzo del mes, se te espera.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Gracias, fpc, por tu interés en mi blog. Es cierto que tenía previsto reemprender la bitácora a principios de este mes, pero circunstancias personales -el viernes pasado murió mi padre en Barcelona- han postergado la tarea. A ver si la semana que viene estoy ya en mejor disposición.

    ResponderEliminar
  3. Lamento la circunstancia y te acompaño en el sentimiento. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. También mi pésame, don Jorge.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Querido Jorge:

    Aunque sabía que este mes reanudarías tus escritos en esta bitácora, no me he venido hasta hoy, por lo que acabo de enterarme del fallecimiento de tu padre.

    Vaya mi más sincero pésame.

    Un abrazo,
    Miguel

    ResponderEliminar
  6. Sí, también de mi parte mi más sincero pésame.
    Un abrazo, don Jorge.

    ResponderEliminar
  7. Lo mismo. Ánimo y a seguir escribiendo, qué otra cosa.

    ResponderEliminar
  8. A todos, muchas gracias, de verdad, por vuestro pésame.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares

Un poema de Iglesias Díez

FINAL

Cuando el amor solo sea
un haz de quebradas luces,
entre tus dedos seguiré siendo
ceniza de Luna.

(Carlos Iglesias Díez, Pájaro herido. Bajamar Editores, 2018).

Nadie acaba como empieza

Harold J. Stone: Recuerda que las personas cambian.
Don Murray: ¿Por qué?
Harold J. Stone: Los hombres, las mujeres, los juegos de cartas, los amigos en quien confías... Todos. Nadie acaba como empieza.

(Duelo en el barro, 1959, de Richard Fleischer. Guion de Alfred Hayes y A. B. Guthrie).

Un poema de Pizarnik

OJOS PRIMITIVOS

     En donde el miedo no cuenta cuentos y poemas, no forma figuras de terror y de gloria.

     Vacío gris es mi nombre, mi pronombre.

     Conozco la gama de los miedos y ese comenzar a cantar despacito en el desfiladero que reconduce hacia mi desconocida que soy, mi emigrante de sí.

     Escribo contra el miedo. Contra el viento con garras que se aloja en mi respiración.

     Y cuando por la mañana temes encontrarte muerta (y que no haya más imágenes): el silencio de la comprensión, el silencio del mero estar, en esto se van los años, en esto se fue la bella alegría animal.

(Alejandra Pizarnik, Nombres y figuras, Picazo, Barcelona, 1969).